¿Necesitas ayuda?

Exfoliante Corporal

Exfoliar la piel es un ritual imprescindible para lucir y mantener una piel sana. Durante el proceso de regeneración celular, se eliminan células muertas que se quedan adheridas en la piel. Este sencillo gesto agiliza este proceso, al liberar a la piel de manera inmediata de todas las impurezas. Limpia, purifica e ilumina la piel. Además, estimula la circulación sanguínea y potencia la eficacia de los productos de tratamiento. En Claudia di Paolo ponemos a su disposición los mejores consejos y una cuidada selección de exfoliantes corporales con los que conseguirá una piel sana, radiante ¡y envidiable!

Exfoliante corporal: qué puede hacer por su piel

Exfoliar la piel es un gesto imprescindible para lucir y mantener una piel sana. Sirven para eliminar todas las impurezas y propiciar la regeneración natural de la piel, para que esté mucho más lisa, tersa, suave y unificada. Durante el proceso de regeneración celular, se eliminan células muertas que se quedan adheridas en la piel. Naturalmente, la piel del rostro y del cuerpo tiende a renovarse cada 28 días. Sin embargo, con el paso del tiempo este proceso se suele ralentizar. Esto provoca que las capas de la piel no absorban la humedad ni los nutrientes necesarios. Este sencillo gesto agiliza el proceso de renovación, al liberar a la piel de manera inmediata de todas las impurezas. Limpia y purifica, recupera luminosidad, tersura y suavidad. El hecho de exfoliar la piel de manera regular estimula la circulación sanguínea y potencia el poder de penetración de los productos de tratamiento. En general, podríamos decir que la exfoliación, ayuda a eliminar las células muertas, activar la circulación, homogeneizar la piel y hacer que luzca más hidratada, más radiante y bonita. Es un paso imprescindible para conseguir una piel suave y perfecta. Además, estimula una correcta circulación sanguínea, ayuda a combatir la aparición de la celulitis y, por supuesto, potencia la acción de los tratamientos que se apliquen posteriormente. Es importante invertir no solo en un buen exfoliante facial sino también en uno corporal. Según el producto y el tipo de piel, se puede utilizar dos o tres veces por semana. Todo depende del tipo de exfoliante: hay productos que se pueden utilizar cada dos o tres días, pero también otros que solo se recomiendan utilizar una vez por semana. La buena noticia es que, al activar la circulación con el exfoliante, también se oxigena la piel, un gesto que tiene un efecto antiedad comprobado. Eso sí, cabe destacar que después de la exfoliación se recomienda aplicar una crema hidratante: la piel estará mucho más receptiva para absorber el producto al máximo. Ponemos a su disposición la gama más completa de los mejores exfoliantes corporales para el cuidado de la piel.

Cómo escoger el mejor exfoliante corporal

La exfoliación consiste en una limpieza profunda de la piel que ayuda a prevenir el envejecimiento cutáneo y activa la circulación. Con el exfoliante corporal adecuado ayudarás a desintoxicar la piel y conseguirás que luzca mucho más suave y fina. Se debe elegir un exfoliante corporal y aplicarlo de forma suave mediante un ligero masaje circular, insistiendo en zonas como codos, rodillas o pies que tienden a estar más resecas. Un buen momento de aplicar el exfoliante corporal es en la ducha. Es la opción más cómoda. Con una pequeña cantidad de producto bastará para exfoliar todo el cuerpo. Este producto se puede utilizar con la ayuda de las manos o de una manopla. Sea como sea, en necesario realizar la exfoliación con movimientos suaves, en sentido circular, y en nalgas, vientre y caderas. En las piernas, en general se empieza por los tobillos y luego se ve ascendiendo en dirección al corazón, igual que en los brazos y hasta llegar a los hombros. A continuación, el producto debería aclararse con abundante agua. El exfoliante potenciará el efecto de la crema corporal hidratante, así que es recomendable aplicarla después de una exfoliación. Al contrario de lo que se pueda pensar, la exfoliación no elimina el bronceado. Este proceso consiste en retirar las células muertas que están en la capa más superficial. Es simplemente un ciclo de renovación celular.

Los mejores exfoliantes para pieles sensibles

Las pieles sensibles e irritadas también puedes apostar por este producto. Eso sí, deberían buscar productos menos agresivos y utilizarlos una vez a la semana. En este caso, sería recomendable recurrir a un producto suave y de uso frecuente. Este tipo de productos debería contar, preferiblemente, con algún aceite esencial para añadir un extra de hidratación a la piel. También se puede recurrir a un exfoliante que contenga ingredientes de origen natural. Es un producto idóneo para pieles propensas a sufrir irritaciones. Gracias a sus propiedades hipoalergénicas, limpian la piel sin resecarla, dejándola suave, además de nutrirla con aceites esenciales repletos de vitaminas y ácidos grasos.

Exfoliante cuerpo: los mejores productos

En Claudia di Paolo encontrará los exfoliantes que necesita para presumir de una piel perfecta. En este caso, sería recomendable, por ejemplo, el gel peeling corporal de EviDenS de Beauté porque es un producto que exfolia suavemente y elimina con delicadeza las células muertas y las impurezas de la piel dejándola lisa y aterciopelada al instante.

Te recomendamos

Las marcas más populares